miércoles, 11 de enero de 2012

Crimen organizado mexicano ha reclamado 47 mil vidas en últimos cinco años







La Procuraduría General de la República de México (PGR) hizo público un reporte actualizado sobre el número de víctimas que ha dejado la violencia criminal, y anunció que 47 mil 515 personas han muerto en episodios relacionados con el crimen organizado, desde que se declaró la guerra al narcotráfico en diciembre de 2006, hasta septiembre de 2011.

En tanto, entre el primero de enero y el 30 de septiembre de 2011, se contabilizaron 12 mil 903 personas muertas por enfrentamientos entre grupos del crimen organizado, lo que constituye un incremento de 11,4 por ciento en comparación con el mismo período en 2011.

Mes a mes, el más violento fue abril con mil 630 muertes registradas, seguido por mayo con mil 539. En relación a los municipios, el más violento fue Ciudad Juárez con mil 206 muertos, luego la ciudad de Torreón, Coahuila con 476 fallecimientos; Durango con 390 y Acapulco, en Guerrero con 795; Monterrey en Nuevo León con 399; Sinaloa en Culiacán con 365; San Fernando en Tamaulipas con 292; entre otras.

En total, el Gobierno concluyó que el 70 por ciento de las muertes ocurrieron en ocho estados del país, especialmente en la frontera norte con Estados Unidos y en Guerrero, en la costa occidental.

En primera instancia, la PGR había rechazado solicitudes que ordenaban liberar esta estadística. No obstante, el Instituto Federal de Acceso a la Información Pública de México (IFAI), a través de un comunicado, exhortó al Gobierno a dar a conocer las cifras o, de lo contrario, habría una investigación y una posible sanción.

En el reporte, la Procuraduría justificó que "más allá del interés legítimo de conocer estadísticas sobre el fenómeno delictivo, lo relevante es garantizar que cada uno de los casos esté siendo investigado". Sin embargo, el IFAI destacó que son pocos los asesinatos investigados y llevados a corte.

Durante 2011 decenas de cadáveres fueron abandonados en vías públicas de ciudades como Veracruz y Guadalajara, como demostración de fuerza entre los grupos del crimen organizado. Esto forma parte de las pugnas violentas que padece México debido a la presencia de diferentes carteles de narcotráfico que operan en el país.

El presidente Felipe Calderón declaró la guerra al narcotráfico en el año 2006, sin embargo, las cifras no han disminuido. Las autoridades habían suspendido en enero de 2011 la entrega de balances periódicos, a los fines de someter a revisión la metodología usada

No hay comentarios:

Publicar un comentario