lunes, 25 de julio de 2011

Madres somalies desesperadas abandonan a sus hijos en los caminos


Muchas madres somalíes tienen que abandonar a algunos de sus hijos en los caminos que recorren en busca de agua y comida. La sequía ahoga a miles de familias que en numerosas ocasiones tienen que elegir cuál de sus hijos tiene más posibilidades de sobrevivir y dejar a otro en el camino. Así lo ha denunciado la directora ejecutiva del Programa Mundial de Alimentos, Josette Sheeran, en la reunión de urgencia convocada en Roma para tratar la crisis humanitaria en Somalia.

La FAO ha advertido de que la situación en el país africano empeorará si no se actúa cuanto antes. Según el director del organismo de la ONU Jacques Diouf, son necesarios al menos 1.100 millones de euros para frenar la hambruna, de los cuales 300 se harán llegar en los tres próximos meses. Por su parte, el ministro de Agricultura francés ha reconocido en el encuentro celebrado a petición de su país, que la comunidad internacional «ha fracasado en su misión de asegurar alimento en el mundo» y ha asegurado que «si no se toman las medidas necesarias, la hambruna será el escándalo de este siglo».

Las ONU acumula críticas por la lenta respuesta que ha dado frente a la sequía, pero no son los únicos a los que les está costando distribuir la ayuda de manera homogénea. El Programa Mundial de Alimentos ha declarado que no puede llegar a los dos millones de somalíes que se encuentran en las zonas controladas por milicias islamistas como Al-Shabab, quien vetó la entrada de organizaciones humanitarias en 2010. Oxfam también ha reconocido tener muchos problemas para acceder a ciertas regiones pero ha anunciado que trabajaba con organizaciones locales para hacer llegar la ayuda.

El miércoles tendrá lugar en Nairobi, Kenia, una conferencia de donantes en la que se pretende conseguir los 1.100 millones de euros. La cantidad estimada para solventar la crisis humanitaria ha pillado a algunos por sorpresa. La embajadora de Estados Unidos para la FAO, Ertharin Cousin, ha reconocido a los periodistas que no podía saber con certeza si su país aumentará su contribución respecto a lo que ya han aportado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario